La Marcha Indígena y Popular llegó a Quito

Para quienes vienen desde Tundayme, el largo camino ha hecho estragos en sus pies, sin embargo, a pocos kilómetros de llegar a la meta no se pueden dar por vencidos/as, reciben ayuda de la seguridad comunitaria y adelante¡¡¡¡¡¡¡

Amaina el cansancio las muestras de solidaridad que reciben de la gente, aplausos y pequeños refrigerios no se hacen esperar, todo esto es una aliciente que les dice que no están solos, que nos son cuatro, son muchos más, que no son los únicos inconformes con el gobierno. Y siguen, caminan. Antes les atemorizaba la vigilancia de la policía, el helicóptero, los drones, pero ya a estas alturas ya pasan hasta desapercibidos...... "no se quede compañera, vamos ya llegamos" se animan unos a otros. 

Ya no son solo indígenas, la vía cedida por la policía se va quedando poco a poco angosta, se juntan estudiantes, trabajadores, minusválidos, jubilados y más que están cansados de la prepotencia del presidente, de las leyes aprobadas de forma inconsultas y las pretendidas enmiendas que están en camino. 

Este levantamiento, ya no solo es indígena es de todos, esto lo ratifican a la llegada al parque el Arbolito. 
El movimiento indígena se fortalece.....

Autor: 

Gerardo Simbaña